Varas de sauce Capítulo 3: Visitantes

rise-1503340_960_720(2)

Cap1: https://seescribencosas.wordpress.com/2016/08/25/varas-de-sauce/

Cap2: https://seescribencosas.wordpress.com/2016/08/27/un-muchacho-llamado-lobo/

Unos extraños ocupan la charca donde se bañan y más tarde llega un viejo conocido.

Al día siguiente el chico no volvió a aparecer y se pasaron toda la tarde en la charca atentos por si se acercaba, así que apenas se bañaron. Era una bochornosa tarde de la luna de fresno y el frescor de la luna de Roble no tardaría en hacerse notar Ronna contó que al final no le habían castigado.

Sigue leyendo

El Wyrm

Orodruin111

Muy adentro del Bahel, más allá de la meseta de Yogsuggah, discurre el Riff, un barranco inmenso, un corte en el terreno que parte en dos el desierto de este a oeste durante cientos o miles de leguas.  Los Bhêleg, los nómadas que habitan esas áridas tierras, jamás han atravesado esa línea, pues conocen muy bien lo que hay más allá. Sus tradiciones, transmitidas de generación en generación dicen que el Hechicero levantó esa barrera para proteger su reino. Dicen que desde un lugar determinado del barranco, si el día está claro, lo cual en el desierto es un regalo poco habitual, se puede ver el Wyrm allá en la distancia. Sigue leyendo

Háblame de tu novela: La vara de Serbal

Una estupenda entrevista que me ha hecho Agathatelocuenta.

agathatelocuenta

HÁBLAME DE TU NOVELA

Autor: Nicolás Aparicio Fernández

Obra: La vara de Serbal

¡Muy buenas y bienvenidos a mi blog!

Hoy traemos la siguiente entrada de la sección “Háblame de tu novela” y lo hacemos con una novela de fantasía que pinta estar pero que muy bien.

Lo primero os dejo aquí portada y sinopsis:

portada la vara de serbal.jpg

La Mazmorra es una isla prisión, custodiada por un ser ancestral, donde son arrojados los que atestan las cárceles del mundo civilizado. Por sorprendente que parezca, con el paso de los años sus habitantes han acabado desarrollando una próspera sociedad nacida de lo mísero y abyecto, donde las manzanas podridas conformaron el fértil sustrato de una sociedad en frágil equilibrio, solo alterada por incursiones de los primitivos Salvajes, y los nunca reformados Proscritos… o eso creían.
Greg llega a la isla como uno más, pero pronto se ve envuelto en intrigas cuya raíces se hunden…

Ver la entrada original 2.207 palabras más

El invierno de Sangre

loboenbosque2

Este es el relato que presenté para el concurso que organizó Lord Alce, cuyo premio era una copia en papel de su novela “La sombra dorada”

(https://lordalceblog.wordpress.com/2017/04/26/resultado-concurso-la-sombra-dorada/)

La puerta se abre con dificultad. Viento y hielo mezclados entran en la caldeada estancia junto a Lupo. Cubierto de capas de pieles y escarcha, con sus casi dos metros de estatura, tapa el vano de la puerta quizá con más eficacia que los maltrechos tablones cubiertos de paja que forman la puerta. Trae la cena, tres nabos mas bien escuálidos y una cebolla congelada que, al agarrar el pellejo de vino, resbala y cae al suelo con la rotundidad de un canto rodado. No nos podemos quejar. Después de casi tres años de invierno es lo único que queda. El río, permanentemente congelado apenas permite alguna captura miserable y eso solo tras haber horadado el manto de hielo a pico y hacha para, minutos después, volver a cerrarse sin dejar rastro. La caza es inexistente y desde que se acabó la reserva de grano ni siquiera hay ratas que mitiguen nuestra más salvaje hambre. Sigue leyendo

Los iluminados del Autor

brian

Un fragmento apenas desarrollado, una idea puesta en palabras. Aún falta mucho por pulir. Una religión en la que adoran al Autor, que es quien escribe el mundo:

Habían llegado a la plaza de las religiones, algo que en Altaria simplemente no era posible. ¿Varios representantes de distintas religiones orando y arengando en el mismo espacio sin que tarde o temprano corriera la sangre? En cierto modo resultaba inquietante, Irvin sentía que había algo que estaba mal en todo ello, era como contemplar animales salvajes paciendo tranquilamente unos con otros. O por lo menos esa fue la impresión que permaneció en su cabeza. Sigue leyendo

El hombre sin sombrero.

wheelchair-567811_960_720

Da voz a los recuerdos y ofrece una solución en forma de historia para un personaje que pierde la memoria cada día.

El hombre despertó. Era una sala blanca, a su lado había un anciano con la mirada perdida que babeaba sin remedio. ¿Como he llegado aquí? Se preguntó vagamente. Llegó un enfermero alto y pelirrojo y se dispuso a atenderlo, le limpió la boca y lo subió a una silla de ruedas. Sigue leyendo